Les Preses, Sant Miquel de Corb, Sant Martí del Corb, Baixant d’en Camps, Xenacs, Camí Botànic

Salida del 13 de septiembre de 2019. El objetivo primordial era el de explorar el sendero que asciende por el Baixant (Pujant) d’en Camps hasta el collado del mismo nombre. En el camino, además, visitaríamos los hayedos del Clot de les Grípies, las ermitas de Sant Miquel y Sant Martí del Corb, el área recreativa de Xenacs y el Camí Bontànic i d’Aventura.

En general, puede decirse que se trata de una magnífica y excelente salida (es casi imposible que ninguna salida a la Serra del Corb no lo sea) y podemos, básicamente, dividirla en dos tramos. El primer tramo seria el que va desde les Preses hasta el Collet del Pujant d’en Camps, y el segundo el que va desde este punto hasta regresar a les Preses.

El primer tramo empieza por la carretera del Corb, aunque la abandonamos a 700 metros del punto de inicio para introducirnos en un sendero de Itinerania que sube a mano derecha. Primordialmente gobernado por el bosque de umbría y el hayedo, está en todo momento marcado en amarillo. Pasamos por la parte baja del hayedo del Clot de les Grípies, las ermitas de Sant Miquel y Sant Martí del Corb. El sendero se complica a la hora de ascender por el Pujant d’en Camps que, aunque no tiene dificultad técnica, discurre por trochas muy estrechas, empinadas y con cierto grado de exposición al vacío. Pueden ser peligrosas en condiciones de humedad y después de lluvias. Como indica una anotación que alguien ha escrito en el poste de Itinerania que se halla en lo alto del collado, el sendero “en bajada es muy peligroso y en subida algo difícil”. Es posible que se trate de una reflexión algo maximalista, pero no debe tomarse a la ligera y nos indica con claridad que hay que andarlo con cuidado, principalmente al bajarlo.

La segunda parte de la salida y cuando se pasa por lo alto de la sierra, se caracteriza por las vistas tanto a la Alta Garrotxa y al Pirineo hacia el norte como a la Cabrera y el Far hacia el sur, pero también por algún tramo de rastreo difícil, esto a pesar de estar marcado. Cuando llegamos a Xenacs y al Camí d’Aventura nos volvemos a introducir al hayedo y a la parte alta del Clot de les Grípies. El Camí d’Aventura destaca por el equipamiento de barandillas, puentes y cadenas pensadas para diversión turística, y también por los carteles informativos de las plantas típicas de este entorno. El lugar, a pesar de estar pensado para turistas, es absolutamente maravilloso y debe ser visitado. El descenso hasta el Volcà Racó (lugar donde cerraremos la circular) es también algo abrupto y está dominado por el encinar. A partir del Volcà Racó nos volvemos a encontrar con el hayedo, y así hasta alcanzar de nuevo la carretera del Corb, por la que volveremos al punto de inicio.

Powered by Wikiloc

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies